Ventana elevadora de PVC. Ventajas, inconvenientes e innovación eficiente

Visto desde fuera, puede parecer que las ventanas son un producto poco complejo y poco dado a la innovación. Sin embargo, curiosamente, nada más lejos de la realidad. Especialmente en los últimos años, estamos viendo día a día nuevas tecnologías y desarrollos que se suman para dar a los usuarios el máximo confort, ahorro y seguridad, pero también mayores niveles de comodidad, estética y diseño. Sistemas domóticos que se accionan desde el móvil, colores y acabados Spectral ultramate y texturizados de altas prestaciones, nuevos sistemas de apertura más eficientes y prácticos...

En este post os queremos hablar de una de esas sorprendentes novedades que, después de unos años en el mercado, vuelve a reinventarse para dar respuesta a las necesidades y valores de nuestro mundo actual. Un mundo que reclama productos más eficientes y, por ello, más comprometidos con el medio ambiente.

Hemos hablado de las ventanas correderas y las ventanas paralelas, que representan de algún modo dos peldaños distintos en la subida desde los sistemas más sencillos a los más aislantes e innovadores. Hoy por hoy, el peldaño superior, el sistema más hermético y más avanzado de todos es la ventana elevadora, también llamada ventana elevable.

 

¿Qué son las ventanas elevadoras o elevables?

Las ventanas elevadoras son un sistema de ventana deslizante o corredera cuya apertura se produce por el deslizamiento de las hojas en paralelo al plano horizontal.

Están dotadas de un potentísimo herraje que, como su nombre indica, eleva la hoja sobre la guía permitiendo al mismo tiempo un cierre hermético con un accionamiento sorprendentemente suave y cómodo, teniendo en cuenta que estamos hablando de hojas de gran tamaño y con vidrios muy profundos y complejos, por lo que su peso es enorme, incluso de varios cientos de kilos.

Así, con una sola mano, podemos accionar la manilla desde la posición superior (cerrado) a la posición inferior (abierto), haciendo que la hoja quede suspendida en el aire. Después, incluso con un solo dedo, podemos empujar la hoja para permitir su apertura en horizontal.

 

, Ventana elevadora de PVC. Ventajas, inconvenientes e innovación eficiente

 

Ventajas de las ventanas elevadoras

Las ventajas de las ventanas elevadoras son las propias de los sistemas deslizantes mejoradas con otras dos muy claras: máxima hermeticidad y máxima comodidad.

  1. Gracias a su potente herraje, la hoja queda herméticamente cerrada al marco, logrando los más altos niveles de aislamiento térmico y acústico conseguidos por un sistema deslizante.
  2. De hecho, hay sistemas de ventanas elevadoras de PVC aptos para proyectos de alta eficiencia energética y Passivhaus (como nuestra Ecoven plus elevadora 82).
  3. Por ello, con una ventana elevadora puedes disfrutar del máximo confort en tu hogar con un consumo de calefacción y aire acondicionado muy reducido, favoreciendo el ahorro energético y económico y la disminución de las emisiones de CO2 a la atmósfera.
  4. Su accionamiento es muy cómodo y sencillo, ya que todo el peso queda soportado por el herraje, haciendo que cualquiera pueda abrirla fácilmente y sin esfuerzo, aún dotándola de un triple acristalamiento especial.
  5. La hoja requiere de muy poco espacio interior ya que no se proyecta hacia la casa, sino que se desliza en paralelo. Eso la hace perfecta para huecos de muy grandes dimensiones. También como paso hacia balcones o terrazas, ya que en la parte del suelo puede instalarse una solera a ras de suelo, en vez de un marco que actúe como un obstáculo.
  6. Al ser ventanas de grandes dimensiones y con mucha superficie acristalada, ofrecen una gran luminosidad. Para evitar que esto se convierta en un inconveniente, disponemos de acristalamientos especiales de control solar capaces de filtrar la radiación solar y, por ello, evitar temperaturas excesivas en el hogar.

 

Inconvenientes de las ventanas elevadoras

  1. Como hemos venido diciendo para todos los sistemas deslizantes de grandes dimensiones, dado que el peso de las hojas es muy superior al de las ventanas estándar, su herraje está sometido a una gran presión y esfuerzo. De poco sirve una ventana que emplee un buen perfil si su herraje es de baja gama: el riesgo de sufrir averías y problemas de funcionamiento es mucho mayor, además de que pueden surgir fugas de aire y pasos de calor, frío y ruido exterior. Por ello, aconsejamos siempre elegir proveedores solventes y de confianza, con más motivo si cabe ante estos sistemas más especiales.
  2. Las ventanas elevadoras no permiten la apertura completa del hueco; la hoja que se abre queda en paralelo sobre la cerrada. Si lo que necesitas es una apertura total, hay sistemas más adecuados. Te aconsejamos valorar nuestra Ecoven plus corredera con cierre pocket.
  3. La limpieza de la hoja paralela es más complicada, dado que el acristalamiento exterior no se proyecta al interior de la casa. Si la ventana está instalada hacia un balcón o terraza, no hay problema. Si no, habría que recurrir a dispositivos de limpieza adecuados para evitar todo peligro de caídas accidentales.

 

Tipos de ventanas elevadoras

Más que tipos de ventanas elevadoras, podemos hablar de series en función del tipo de perfil del que estén realizadas y su profundidad.

  • Todos los fabricantes ofrecen una serie de ventana elevadora estándar. Habitualmente, con una profundidad de unos 70 mm.
  • Pero, además, existen series de alta eficiencia, creadas para lograr un plus de aislamiento, confort y ahorro.

 

Ventanas elevadoras para proyectos Passivhaus

La ventanas Passivhaus representan la máxima eficiencia energética, el máximo confort en el hogar y la máxima contribución al bienestar y la salud de los usuarios. Poco a poco, el estándar Passivhaus ha dejado de ser el futuro para convertirse en el más rabioso presente. Y en Ecoven plus hemos sido pioneros en el Passivhaus de España con nuestras soluciones certificadas y nuestra participación en los primeros proyectos que se han desarrollado.

En el caso de las ventanas oscilobatientes, las ventanas "normales", nuestra es la primera ventana de PVC certificada Passivhaus en España: la ventana Ecoven plus s82.

Sin embargo, en el caso de los sistemas deslizantes no existen aún productos con certificado en sí mismos. ¿Esto significa que no son aptos para proyectos Passivhaus? No. Aunque no estén certificados, existen productos que han demostrado ser capaces de formar parte del cerramiento exterior de edificios que sí han obtenido el certificado Passivhaus.

, Ventana elevadora de PVC. Ventajas, inconvenientes e innovación eficiente

En nuestro caso, contamos con dos de ellos. Ya os hablamos de nuestras Ecoven plus paralelas del Residencial Scenia -proyecto además premiado por el Passivhaus Institut. En el caso de las elevadoras, que de por sí proporcionan un aislamiento térmico y acústico superior, recientemente lanzamos nuestra solución Ecoven plus elevadora 82.



¿Quieres información personalizada y un presupuesto? ¡Contacta con nosotros!

Si quieres contactar con nosotros y recibir información sobre nuestros productos y cómo se pueden adaptar a lo que tú necesitas, deja tus datos aquí y te respondemos lo antes posible:



Comentarios

No hay comentarios sobre este post. Sé el primero en dejar el tuyo.

Deja un comentario